Qué hacer y qué no hacer al usar el teléfono en el extranjero

Nuestros teléfonos inteligentes nos facilitan mucho la vida cotidiana, ya que nos proporcionan un flujo constante de comunicación y conocimiento al alcance de la mano. En el extranjero, el teléfono puede ser una herramienta igual de poderosa para aprovechar al máximo los viajes y mantenerte conectado con los seres queridos en casa.

Hay algunas buenas prácticas que debes tener en cuenta para mantenerte seguro y conectado mientras viajas. Estos son nuestros principales consejos para utilizar el teléfono en el extranjero.

Hazlo: Desactivar la itinerancia de datos

Antes de subirte al avión (o al tren) para salir del país, desactiva la itinerancia de datos y los datos móviles en tu teléfono. Esto evitará que tu dispositivo se conecte a torres o redes a lo largo de tu viaje, lo que conllevaría altos costes de itinerancia por parte de tu operador.

Al menos... en teoría. Algunas aplicaciones de terceros, sobre todo las que tienen sincronización automática de datos (como Google, iCloud y Dropbox), pueden activar por sí solas los datos móviles y la itinerancia de datos. Revisa tu lista de aplicaciones mientras haces la maleta para asegurarte de que has desinstalado o restringido el acceso a datos de este tipo de aplicaciones. 

De paso, restablece las estadísticas de uso de datos antes de salir y controla el gráfico mientras viajas. Si algo sigue consumiendo datos incluso después de haber desactivado todo, aparecerá de inmediato.

No lo hagas: Confiar en el modo avión.

El modo avión no desactiva la itinerancia de datos ni los datos móviles. Una familia lo aprendió por las malas, y al volver a casa se encontró con una factura de 13.470 dólares debido a que las aplicaciones "sin conexión" actualizaban el software y actualizaban los anuncios en segundo plano (¡ay!).

El modo avión apaga todas las conexiones de radio del teléfono (móvil, Bluetooth y Wi-Fi), pero las aplicaciones que no requieren conexión a Internet seguirán usando datos. Tu mejor opción para evitar los caros gastos de itinerancia es desactivar la itinerancia de datos o, mejor aún, utilizar un plan de datos de prepago.

Cuando consultes tu factura de itinerancia...

Hazlo: Contratar un plan de datos de prepago

Los viajeros ávidos suelen optar por tarjetas SIM locales o por retirarlas y confiar en los puntos de acceso WiFi, pero existen mejores opciones. Si tu teléfono admite eSIM, puedes acceder a planes de datos móviles baratos y cómodos con Airalo.

Dependiendo de adónde vayas, un plan de datos móviles puede ser una bendición. Ya sea que necesites mapas o conectarte con recursos locales, un teléfono que funcione puede significar la diferencia entre un viaje frustrante y uno dichoso.

Si tu teléfono fue fabricado después de 2018 y no es un teléfono desechable, existe la posibilidad de que tenga soporte eSIM. Aquí hay una lista de dispositivos que lo tienen.

No lo hagas: Confiar en el Wi-Fi

No esperes que el Wi-Fi esté disponible en todas partes. Confiar en el Wi-Fi en los viajes internacionales es un consejo habitual para los viajeros con poco presupuesto, pero sólo alrededor del 59% del mundo tiene Internet. Aunque esa cifra es sustancialmente mayor en el mundo desarrollado y en los puntos turísticos, no dice nada sobre la estabilidad o la velocidad de la conexión.

Una opción mejor es disponer de acceso a datos. Con un plan eSIM prepago, puedes conectarte a datos estés donde estés en el mundo. Es tan sencillo como descargar y activar un paquete de datos y recargarlo sobre la marcha. Se acabaron las conexiones Wi-Fi irregulares y tendrás acceso instantáneo a Internet.

Hazlo: Actualiza la seguridad de tu teléfono

Si hay algo que tienes más probabilidades de perder durante un viaje, es tu teléfono. Los estudios demuestran que los dispositivos móviles son los dispositivos que más se extravían y roban durante los viajes. Prepárete para ello revisando las medidas de seguridad de tu teléfono antes de salir. 

Te recomendamos que:

  • Actualices los pasos de autenticación multifactor para que sean accesibles si no puedes recibir llamadas o mensajes de texto.
  • Consigue una VPN para cuando estés conectado a una WiFi pública en el extranjero.
  • Utiliza un gestor de contraseñas.
  • Comprueba si hay parches o actualizaciones de seguridad antes de salir.
  • Configura una aplicación de rastreo de teléfonos en caso de que los pierdas.

No lo hagas: Dejar olvidada la funda del teléfono

La seguridad de los datos electrónicos es importante, pero también lo es la seguridad física. No salgas de casa sin una funda sólida y, si es posible, un protector de pantalla (si eres de los aventureros, nos lo agradecerás). Es fácil que el móvil se te escape de la mano o del bolsillo mientras subes la siguiente cima o corres para coger el siguiente tren. Proteger tu dispositivo en todos los frentes te ahorrará el estrés (y las lágrimas) de una pantalla agrietada o un componente desprendido.

persona utilizando un smartphone para hacer una foto de viaje en Europa

Hazlo: Haz una copia de seguridad de tu teléfono

Hacer una copia de seguridad de tu teléfono en la nube mantiene tus datos a salvo mientras viajas. Para mantener tu privacidad, deberías considerar realizar un restablecimiento de fábrica para eliminar tu información personal del dispositivo.

Hay dos razones principales para ello. En primer lugar, los agentes de fronteras y aduanas pueden registrar tu teléfono, tanto en la frontera estadounidense como en el extranjero. Algunos informes sugieren que ciertos países, como China, pueden instalar software de rastreo en tu teléfono que descarga tus datos, textos e incluso tu actividad en las redes sociales.

En segundo lugar, el WiFi de los aeropuertos es cada vez más interesante para los hackers, gracias al WiFi abierto (no seguro) y a las multitudes que esperan para conectarse a él. Aunque uses una VPN, no tienes ni idea de quién puede estar espiando tu conexión.

Si no quieres hacer un restablecimiento de fábrica antes de salir, hazlo definitivamente cuando vuelvas. Es probable que encuentres conexiones WiFi dudosas mientras estés en el extranjero, así que asume que tu dispositivo ha sido comprometido y toma medidas proactivas para minimizar esa amenaza.

No lo hagas: Confiar en las conexiones Wi-Fi abiertas

No dejes activada la conexión Wi-Fi automática mientras viajas. Puede parecer obvio no confiar en las conexiones abiertas en cafeterías u hoteles, pero ni siquiera es necesario estar conectado a una red para que roben tus datos.

Para desactivar la conexión Wi-Fi automática en un iPhone:

  • Ve a "Ajustes"
  • Pulsa "Wi-Fi"
  • Elige "Preguntar para unirse a redes"
  • Actívalo

En un Android:

  • Ir a "Ajustes"
  • Pulsa "Red e Internet"
  • Pulsa "Wi-Fi"
  • Pulsa "Preferencias Wi-Fi"
  • Desactiva "Conectarse a redes abiertas" 

Utilizar tu teléfono en el extranjero para mantenerte conectado y al día es totalmente posible con unos pocos preparativos. Desde conocer tus opciones en cuanto a datos móviles hasta proteger tu dispositivo desde el hardware hasta el sistema operativo, asegúrate de que estás sentando las bases para unas vacaciones divertidas, conectadas y sin estrés.

¿Necesitas datos móviles mientras viajas? Tienes opciones. Compruébalas en el mercado de Airalo.


¿Listo para probar las eSIM y cambiar el modo en que te conectas?

Descarga la aplicación de Airalo para comprar, administrar y recargar tus eSIM ¡donde sea y cuando sea!

Airalo | Download mobile app
Airalo | Use your Free Credit

Utiliza tu crédito gratis.

Puedes ganar $3 USD en créditos de Airmoney si compartes tu código de referencia con tus amigos.